El día en que alguien se zampó a Supermosca.

El día en que alguien se zampó a Supermosca.
Tedd Arnold.
Beascoa.

"Un niño que se llamaba Gus tenía una mosca como mascota. Nadie sabía por qué había escogido esa mascota". Así comienza este texto orientados para los primeros lectores, para los que empiezan a descubrir las historias que encierran los libros. La historia es divertida, original, con ilustraciones llenan de humor. La estructura de la historia es en capítulos, no muy habitual en textos dirigidos a los más pequeños. De este modo, el lector se siente con el control del libro. Una serie de libros muy recomendados para las bibliotecas de las aulas de cursos inferiores.

No hay comentarios: